Jules Renard

  •  0
Cuando se es feliz, queda mucho por hacer: consolar a los demás.