Anatole France

  •  0
La vejez conduce a una tranquilidad indiferente que asegura la paz interior y exterior.